Login
or
Register

Monthly Archives marzo 2021

marzo 30, 2021

Impuesto de actividades económicas ( IAE ): Todo lo que debes saber

impuesto actividades economicas

El pago del impuesto de actividades económicas es obligatorio en muchos casos, independientemente de si eres un autónomo, un empresario que lleva tiempo en su sector o un emprendedor que pronto estará iniciando su actividad comercial.

Como sabrás, el sistema tributario español tiene numerosos entes que gravan la actividad económica del país, y uno de los más importantes es el IAE.

Para que tengas más información sobre el tema, hemos creado este artículo con todo lo que necesitas saber. ¡Te invitamos a leerlo!

Impuesto de actividades económicas: ¿en qué consiste?

que es el iae

Para comenzar, te indicaremos cuál es la definición del impuesto de actividades económicas. Se trata, entonces, de un impuesto periódico, de carácter obligatorio y real que se encarga de recaudar fondos provenientes de las personas jurídicas y físicas en España.

En lo que respecta a la entidad que regula la recolección del IAE es el ayuntamiento el encargado; de hecho, es por eso que también se le conoce como impuesto municipal.

Asimismo, debes conocer que el periodo tomado en cuenta para gravar la actividad económica que, posteriormente, conllevará al pago del impuesto es desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre. Es decir, el año natural.

En caso de que la empresa se haya constituido en medio de ese plazo (digamos que nació en marzo), el periodo será desde la fecha en cuestión hasta el 31 de diciembre.

Otro aspecto que debemos destacar del impuesto de actividades económicas es que, no todas las actividades comerciales que se realizan en territorio español están obligadas a pagar este impuesto.

Existen algunas excepciones que están determinadas por la ley, pero de ellas hablaremos más adelante.

¿Quiénes deben pagar el impuesto de actividades económicas?

hecho imponible impuesto actividades economicas

Por ahora es fundamental que conozcas cuáles son las actividades que sí deben declarar los impuestos.

Según lo estipulado por la Ley General Tributaria (LGT) en su artículo 35.4, todos los sujetos pasivos y las personas físicas y jurídicas que realicen una actividad profesional, empresarial o artística que generen un hecho imponible deben pagar.

Cabe destacar que un hecho imponible es cualquier actividad que conlleve a un pago de impuesto (por pequeño que sea).

Asimismo, esta premisa tiene que ver con la obligatoriedad del pago del IAE cuando existan medios de producción, recursos humanos o la unión de ambos en un local o en una empresa con cualquier otra modalidad (por ejemplo, un emprendimiento online).

Pago del IAE según la actividad

iae o impuesto actividades economicas

En el momento de la creación de una empresa, uno de los primeros pasos para su ingreso definitivo al sistema económico español es determinar la actividad a la que se dedica.

Este proceso, a su vez, será el condicionante para la tributación que tendrá la empresa incluyendo, por supuesto, el pago del impuesto de actividades económicas.

En este sentido, el Real Decreto 1175/1990 es el encargado de determinar cuáles son las tarifas de acuerdo a las actividades y los sectores de las empresas. A continuación, te dejamos un pequeño pero detallado listado de lo que contempla esta regulación.

  • Anexo I, sección primera: en esta se estipulan las cantidades que pagará cada sujeto pasivo, persona jurídica o física en función de sus actividades. Las divisiones de este apartado son las industriales, comerciales, mineras y de servicios.
  • Anexo I, sección segunda: esta división establece las bases reguladoras de las actividades profesionales.
    En este apartado se detallan las cuotas correspondientes a los encargados de la agricultura, la ganadería, la caza y la pesca.
  • Anexo I, sección tercera: las actividades artísticas se detallan en esta sección. Específicamente se estipulan las cuotas para los profesionales de teatro, cine y circo.

Es importante destacar que toda la gestión correspondiente a la identificación de la actividad de la empresa corresponde al propietario.

A su vez, debes saber que, si tu empresa cambia de actividad, deberás comunicar la nueva información a la Administración. Ellos serán los encargados de hacer los cambios pertinentes de grupo de acuerdo con lo establecido en el Real Decreto.

Por supuesto, estas modificaciones también influirán en el pago según las actividades económicas de tu empresa.

Casos especiales

Pues bien, al inicio de este artículo mencionamos que existen algunos casos especiales que están exentos del pago del impuesto de actividades económicas; ahora detallaremos cuáles son esos contextos para que puedas saber si tu comercio está dentro de ellos.

Mira esta lista donde reunimos todos los casos especiales que no pagan el impuesto de actividades económicas.

  • Sujetos pasivos que inicien su actividad comercial durante los 2 primeros años impositivos. Aquí también se incluyen los freelances y los emprendedores.
  • La Cruz Roja Española por ser un movimiento humanitario y de ayuda social.
  • Los puertos españoles.
  • Todas las entidades que están dentro de las Mutualidades de Previsión Social y de la Seguridad Social.
  • Todas las asociaciones y fundaciones que ayuden a las personas con discapacidades psíquicas, físicas y sensoriales.
  • Las Administraciones públicas junto con sus Organismos Autónomos y, en general, cualquier entidad de carácter administrativo.
  • Las sociedades mercantiles y civiles cuyo importe neto no sea mayor a 1 millón de euros.
  • Algunas empresas que están dentro de ciertas comunidades autónomas (una de ellas es Madrid). Este caso tiene la finalidad de facilitar el proceso de inscripción y constitución de una empresa, favoreciendo así el crecimiento laboral de la zona.

¿Dónde se paga el IAE?

Esta es una de las preguntas más frecuentes que tienen los empresarios y los autónomos. Si es tu caso, aquí te respondemos teniendo en cuenta dos aspectos importantes:

  • Presencialmente: en las sucursales de las entidades financieras.
  • Por cajero electrónico: siempre que la entidad financiera disponga de este servicio.
  • Por banca telefónica: siempre que la entidad disponga de este servicio
  • Por Internet: a través de cargo en la cuenta o la tarjeta de debido o crédito.

 

Como verás, el impuesto de actividades económicas es uno de los tributos más importantes, y por ello las empresas y los autónomos deben cumplir con su pago.

Si tienes cualquier duda al respecto, puedes ponerte en contacto con nuestra Asesoría o a través del teléfono 960 11 83 91

Sticky
0
marzo 28, 2021

Conoce los impuestos especiales en España y sus aplicaciones

Los impuestos especiales (IIEE) forman parte no solo del sistema tributario español, sino que también están dentro de los impuestos armonizados de la Unión Europea.

Conocer su definición, su aplicación en los diversos sectores y productos y demás información importante sobre el tema es fundamental si eres un empresario, un autónomo o un emprendedor.

Para ayudarte con esto, hemos creado este artículo que, estamos seguros, será de gran interés para ti.

¿Qué son los impuestos especiales?

que son los impuestos especiales

Aunque los impuestos especiales no son tan reconocidos y nombrados como, por ejemplo, el IVA (impuesto sobre el valor añadido), la verdad es que su aplicación no es nueva; al contrario, este tributo se cobra desde hace muchos años, y no solo en España.

Como mencionamos al principio, los IIEE forman parte de un consenso entre los países de la Unión Europea, y su objetivo principal consiste en gravar el consumo de determinados productos y servicios.

Ahora bien, en el caso específico de España, los IIEE están regulados por la Ley 38/1992 publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el 28 de diciembre del año 1992.

Sin embargo, cada comunidad autónoma tiene la potestad de crear modificaciones para ajustar los impuestos especiales a los niveles y necesidades de consumo de su población.

A diferencia del IVA, los impuestos especiales se calculan de acuerdo al tipo de productos o bienes comercializados. Eso sí, la cantidad de los Impuestos especiales estará determinado por la cantidad de riqueza manifestada al consumir.

¿Qué quiere decir esto? En pocas palabras, mientras mayor sea el consumo de, supongamos, la cerveza, mayor será el valor de los impuestos especiales.

Por esta razón también es posible que poner gasolina no tenga el mismo coste en todas las ciudades de España.

Impuestos especiales: aplicaciones según sus tipos

impuestos especiales

Es momento, entonces, de mostrarte cuáles son los tipos de bienes y servicios que están dentro del cobro de los impuestos especiales.

Impuesto sobre el vino y las bebidas fermentadas

La cantidad del impuesto especial de los vinos estará condicionado por el nivel de alcohol que contenga cada bebida. Además, se toma en cuenta el tipo de vino que se comercializa: tranquilo, espumoso, bebidas fermentadas o bebidas espumosas.

Impuesto sobre la cerveza

El impuesto especial de la cerveza también está determinado por la cantidad de alcohol que tenga la bebida.

En este sentido, podemos poner de ejemplo que una cerveza que tenga un grado de alcohol no mayor a 1,2 por 100 de volumen se gravará a 0 euros por cada hectolitro.

Ahora bien, si su nivel de alcohol es de 2,8 grados por 100 de volumen, el impuesto especial se gravará a 7,48 euros por hectolitro.

Impuesto sobre los productos intermedios

Dentro de este tipo de impuestos especiales se reúnen todos los productos alcohólicos que tengan un grado de alcohol mayor a 1,2% o igual o inferior a 22%, siempre y cuando no estén dentro de los marcos regulatorios de los vinos y las cervezas.

Impuesto sobre las labores del tabaco

En lo que respecta al tabaco, la cantidad final del impuesto especial dependerá de si se trata de un cigarro, cigarrillo o de picadura de liar. Eso sí, debes saber que el cigarrillo se lleva más de un 50% de impuestos dentro del precio que pagan los consumidores.

Impuesto sobre hidrocarburos

Evidentemente, el impuesto especial sobre los hidrocarburos depende en gran medida de la cantidad producida y del tipo de combustible.

Podemos poner como ejemplo el biodiésel como carburante, cuyo tributo es de 307 euros por 1.000 litros en caso de ser general.

Impuesto sobre el carbón

Por su parte, el impuesto especial del carbón será de 0,65 euros por gigajulio, y se cobrará a todos los productores, extractores, importadores y revendedores del territorio español, exceptuando a Ceuta, Canarias y Melilla.

Impuesto sobre la matriculación

Este tipo de impuesto es el que se aplica cuando se hace una compra de un coche o se inscribe dentro de España por primera vez.

Esta matriculación se lleva a cabo por el Estado, pero puede ser modificada por las consideraciones especiales que tenga cada comunidad autónoma.

La cantidad exacta del impuesto especial también dependerá de varios aspectos, y de ellos podemos destacar que, si emite grandes cantidades de CO₂, pagará más. El tipo de coche también es importante en esta determinación.

Impuesto sobre la electricidad

Este impuesto especial tiene que ver con la fabricación de dispositivos eléctricos y el consumo de la energía. Generalmente el impuesto especial se une con el IVA, lo que se suma al 21% de tributos en la factura final.

Gestión de los IIEE

Es importante que sepas, además, cómo se gestionan los IIEE. Las cantidades que hemos mencionado anteriormente están aplicadas dentro del coste total del producto o servicio, así que, a diferencia del IVA, el consumidor no lo notará de manera directa.

En lo que respecta a las entidades que se encargan de estas gestiones, es hacienda y las aduanas las que recogen los impuestos de todos los productos y servicios, tanto los que entran al país como los que son producidos internamente.

Para ello cuentan con oficinas gestoras distribuidas por todo el territorio español.

¿Cuándo se paga el impuesto?

pagar impuestos especiales

Como ocurre con otros tributos, el impuesto especial comienza a gravarse desde el 1 de enero de cada año. Por supuesto, si una empresa entra por primera vez al comercio se comenzará a gravar su actividad económica desde entonces.

Por su parte, la declaración de los importes netos que obtuvo la empresa durante el mencionado periodo debe hacerse del 1 de enero al 14 de febrero para que, posteriormente, las aduanas y hacienda establezcan los IIEE y el impuesto de actividades económicas (IAE).

Conocer todos los aspectos importantes sobre los impuestos especiales es fundamental para determinar y entender mejor los pagos que se hacen al Estado.

Por ello, en APF Consultores esperamos resolver algunas de las dudas que tenías respecto al tema y a los impuestos correspondientes a tu sector.

Sticky
0
  • APF GESTORIA

    Forma parte de nuestro club en las redes sociales

    Avenida Los Serranos, 16, La Pobla de Vallbona, Valencia

    Plaça de la Porta de la Mar, 6, Tercer Piso, 46004 Valencia ( Cita Previa )

    EMAIL:
    info@apfconsultores.es

    TELÉFONO:
    Móvil: 629 94 26 14

    Fijo: +34 960 118 391